COVID-19 vaccine (306664)
Credit: Michael Appleton/Mayoral Photography Office

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) ha concedido autorización para una segunda vacuna de refuerzo contra el COVID-19, lo cual sería  una cuarta dosis para las personas que ya hayan recibido el primer refuerzo. 

La autorización es para los individuos de 50 años o más, que según indicaron fuentes médicas proporcionará una protección adicional para la población más vulnerable, en caso de que ocurra una nueva ola de contagios.  

La FDA previamente aprobó la cuarta dosis para aquellos de 12 años o más con sistemas inmunes comprometidos. La agencia señaló que un tercer refuerzo o quinta vacuna también estará disponible para ese grupo.

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades aún no han comentado sobre las autorizaciones de la FDA. 

Según un reporte de la agencia Associated Press, la última medida, independientemente de la salud de las personas, permite una inyección adicional para millones de estadounidenses- y la pregunta es si todos los que son elegibles deberían obtenerla de inmediato.

El reporte destaca que hay “evidencia limitada para decir ahora cuánto beneficio puede ofrecer otra inyección de refuerzo. La FDA tomó la decisión sin la aportación de los paneles de expertos independientes que debaten la cantidad de datos que son necesarios para aprobar las dosis adiciones.  

“Puede haber una razón para las dosis de refuerzo” para las personas mayores y con otras afecciones de salud, dijo a la agencia de noticias E. John Wherry, inmunólogo de la Universidad de Pensilvania, que no participó en la decisión del gobierno.

Sin embargo, mientras Wherry alienta a sus amigos y familiares mayores a seguir la recomendación, el inmunólogo de 50 años, que es saludable y se ha vacunado con las tres dosis, dijo a agencias de noticias AP que no planea ponerse la cuarta dosis de inmediato. Con protección contra la grave enfermedad todavía fuerte,  “voy a esperar hasta que parezca que hay una necesidad”, afirmó.

Además, AP informó que ninguna de las vacunas COVID-19 es tan fuerte contra el mutante omicron como lo fue contra versiones anteriores del virus. La protección contra infecciones más leves disminuye naturalmente con el tiempo. “Pero el sistema inmunológico construye múltiples capas de defensa y el tipo que previene enfermedades graves y la muerte se mantiene”, señaló el servicio de noticias.

Traducido por estudiantes del “Proyecto de traducción de noticias para comunidades latinas”: Gabriel Toribio, Yamilet Martínez Mena, Sara Regis da Silva y Jackeline Elwin, con edición de la profesora Lidia Hernández Tapia. 

Translated by students from the “News Translation for Latino Communities” Project: Gabriel Toribio, Yamilet Martínez Mena, Sara Regis da Silva and Jackeline Elwin, edited by Professor Lidia Hernández Tapia.

Leave a comment

Your email address will not be published.